lunes, 30 de septiembre de 2013

Crítica: Skinwalkers (2007)

Película del 2007 dirigida por James Isaac (Jason X). En su momento fue un gran fracaso en taquilla a nivel mundial al recaudar apenas un poco más de 3 millones de dólares. Se le puede encontrar en formato físico por todos lados en DVD y también está disponible en diferentes plataformas digitales.

Sinopsis:

Un niño de 12 años se vuelve el centro de la disputa entre dos diferentes grupos de hombres lobo. Unos lo quieren vivo para que termine con su maldición, pero otros harán hasta lo imposible para matarlo y así poder seguir satisfaciendo su sed de sangre.




Comentarios generales:

Siempre había visto Skinwalkers disponible en renta y muchas personas me habían hablado de ella, pero la verdad nunca lograba captar mi interés, hasta que ayer la pasaron por la TV y decidí verla.

Ciertamente no es extraño el saber por qué Isaac es detestado por varios, ya que esta es una película con una premisa interesante que se termina perdiendo en un caos total pasados los primeros 10 o 15 minutos, abarrotando la pantalla con escenas de disparos dignas de un western hasta el grado de que no pareciera que estuviéramos viendo una historia sobre hombres lobo, sino más bien de pandillas peleando por su territorio.

No hay un buen desarrollo de personajes a pesar de que son muchísimos, solo sabemos que unos son muy buenos y otros muy malos, lo cual no estaría mal si al final se nos ofrecieran varias secuencias memorables de transformaciones y masacres, pero ni eso, ya que estas son contadas y bastante desangeladas (incluso hay un claro homenaje a Near Dark en la escena de un bar muy malo).

Por si esto no fuera suficiente, el final es confuso y anti climático; después de un poco más de hora y media simplemente el espectador se queda sin una conclusión que vaya acorde con lo que estuvo viendo porque no existe un ganador claro.

En cuanto a las actuaciones debo de decir que Rhona Mitra debe de ser una de las madres más incompetentes en la historia del cine de terror, mientras que el niñito (cuyo nombre no me lo sé) me desesperó. La producción no es tan mala: está bien ambientada y las escenas de disparos, por más fuera de lugar que me parezcan, están bien hechas. Aunque para ser un trabajo sobre hombres lobo las transformaciones resultan sumamente intrascendentes.

Opinión final: Skinwalkers no creo que los aburra, pero es muy poco afortunada. Una película que está destinada a ser transmitida por TV cada cuatro o cinco meses en horarios extraños.

Ojometro:
**

sábado, 28 de septiembre de 2013

Crítica: Les 7 jours du talion (2010)

Producción canadiense que esta principalmente hablada en francés, la cual es una adaptación de la novela Les sept jours du talion de Patrick Senécal (quien también es el guionista) y está dirigida por Daniel Grou (aka Podz). El nombre en ingles es 7 Days y salió directamente en formato físico en varios países, aunque en México fue uno de los pocos lugares en donde se estrenó en cines.

Sinopsis:

Después de la violación y asesinato de su pequeña hija Jasmine, el cirujano Bruno Hamel (Claude Legault) quiere que se haga justicia. Aunque contrario al procedimiento común, él hará que esta llegue por su propia mano y durante siete días torturará al sospechoso para así poder vengarla.

Comentarios generales:

Existen películas que están hechas para el disfrute del público y otras que simplemente no tienen ese propósito, siendo esto último lo que Les 7 jours du talion quiere lograr.

Podz en esta historia nos muestra el lado más oscuro del comportamiento humano cuando el hombre se ve ante una situación totalmente extrema que lo golpea como ninguna otra, haciendo que el espectador tenga afecto por el personaje de Bruno Hamel, pero igualmente que se ponga a cuestionar si en verdad lo que este hace es lo moralmente correcto o si está llevando todo a un extremo innecesario por obtener una venganza que al final de cuentas no le regresará a su hija.

No es una película sencilla de ver y no lo digo porque visualmente sea así o nos muestre una violencia excesiva, sino porque el ritmo en general es muy pesado; por momentos inclusive un tanto perjudicial dado a que cuando uno espera algo un poco más dinámico las cosas realmente nunca cambian, generándote así una sensación de tedio bastante fuerte justo a la mitad. Lo cual al final afortunadamente no arruina demasiado las cosas porque se llega a una conclusión efectiva llena de potencia, pero a la vez de sensatez para diferenciarla de una tendencia y caer en lo convencional. Aunque también puede resultar decepcionante para algunos.

En la cuestión actoral el peso total recae en los hombros de Claude Legault, cuyo personaje pasa por muchísimas etapas que sabe manejar a la perfección y las cuales hacen que sientas afecto por este o cierto desprecio. En producción cuenta con un trabajo de fotografía impecable, lleno de tonos grisáceos y verdosos que le brindan una atmósfera muy particular. El maquillaje está bien, no es tan gráfico pero cumple con el propósito general; sin embargo, una de las cosas que más me llamó la atención es el limitado score que presenta, ya que hay escenas en donde existe un silencio absoluto que no es muy común de ver en el cine.

Opinión final: Les 7 jours du talion es una película interesante que es difícil de seguir gracias a su ritmo. Quienes esperen torture porn en su máxima expresión se decepcionarán, pero si son de los que disfrutan de algo mucho más complejo puede que termine resultándoles muy agradable.

Ojometro:
***

viernes, 27 de septiembre de 2013

Crítica: Apartment 1303 3D (2013)

Remake de una película japonesa del 2007 que está basada en una novela, el cual está dirigido y adaptado por Michael Taverna. Se estrenó en los Estados Unidos en VOD (junio) y de manera limitada en las salas de cine (julio), mientras que el DVD salió apenas este 24 de septiembre.

Sinopsis:

Harta del comportamiento de su madre, Janet (Julianne Michelle) se muda al apartamento 1303 de un edificio en Detroit, donde muere de manera misteriosa. Ante esto su hermana Lara (Mischa Barton) se muda ahí mismo para poder encontrar una explicación lógica de lo ocurrido, sin saber que su vida también podría estar en peligro.



Comentarios generales:

Mientras veía Apartment 1303 3D no dejaba de pensar que Taverna escribió el guión pensando que nadie había visto el remake o leído el libro, ya que omite un punto clave inicial que básicamente le quita sentido alguno a la historia y con ello genera una confusión enorme si es que no has visto los trabajos previamente mencionados.

Todo se limita a plantar personajes en pantalla, sin ningún tipo de intención por revelar los conflictos que varios de estos tienen y así dejar pasar el tiempo hasta que se dé la primera muerte. La cual, dicho sea de paso, llega después de ver un primer acto que básicamente se dedica a presentarnos al personaje de Janet en base a comportamientos idiotas dentro del apartamento y una increíble obsesión por hablar sola.

Después de ahí es donde supuestamente llegan los sustos y apariciones impactantes, al menos eso es lo que uno inocentemente piensa, pero es un total error debido que los primeros brillan por su ausencia y las apariciones se muestran a cuenta gotas sin ningún tipo de sentido o con la más mínima intención de generar suspenso; es más, el propio departamento en si nunca es mostrado como algo aterrador cuando este es el punto central de la historia.

Para cuando llega el final uno simplemente tiene la sensación de que el único propósito en esta película era mostrar imágenes para que pasara el tiempo y tratar de impactarte con un desenlace totalmente anti climático.

En actuaciones Mischa Barton es, bueno… Mischa Barton; mientras que Julianne Michelle me resulto sumamente fastidiosa. Sin embargo, en esta área lo peor se puede ver con Rebecca De Mornay en su rol de madre alcohólica, ya que todas sus participaciones se limitan a verla ebria y tocando la guitarra, dejándola completamente en un segundo plano (principalmente gracias al punto clave que se omite en el inicio).

Por último, en producción no tiene nada que considere realmente llamativo: el trabajo de sonido se vuelve un tanto insoportable porque en cada susto utilizan el mismo sonido fuertísimo que no logra nada, mientras que el trabajo de maquillaje es nulo gracias a que los espíritus difícilmente aparentan que sean eso.

Opinión final: Apartment 1303 3D es decepcionante en muchos sentidos, un trabajo de muy poca calidad que está lejos de otros remakes del cine japonés.

Ojometro:
** 

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Crítica: I Spit on Your Grave 2 (2013)

Segunda entrega de la serie que está nuevamente dirigida por Steven R. Monroe y en la cual gran parte del equipo original del remake sigue involucrado. La película tuvo un estreno limitado en cines el pasado 20 de septiembre dentro de los Estados Unidos y posteriormente el 24 salió en DVD, BR y VOD.

Sinopsis:

Katie (Jemma Dallender) es una aspirante a modelo que acepta tomarse unas fotos en un estudio de dudosa reputación para mejorar su portafolio, en el cual le piden algo que no está dispuesta a hacer y se marcha. Sin embargo, esto desencadena una serie de terribles sucesos que la alejarán de su hogar y la llevarán a buscar una fortaleza sin igual para lograr su venganza.

Comentarios generales:

Yo disfrute enormemente el remake, pero una secuela no se me hacía una buena idea debido a que realmente no había mucho para expandir las cosas y con esta película se nota, ya que la única relación que guarda con la primera es básicamente el concepto.

Monroe regresa tratando de cambiar el escenario a uno totalmente urbano para diferenciarse de su trabajo anterior, lo cual a mi juicio es un error debido a que esto le quita esencia propia a la historia, convirtiéndola en una mucho más convencional y, por momentos, en una un tanto absurda. Sobre todo porque en el salto de la violación a lo demás ocurre un cambio difícil de digerir ante lo imposible que resulta, evidenciando así un ritmo innecesariamente rápido que me imagino fue implementado para poder aprovechar otro tipo de ideas que finalmente resultan fallidas.

Igualmente carece de suspenso al momento de la venganza, ya que por alguna razón pensaron que sería buena idea mostrar todo el proceso en donde Katie se recupera (utilizando unas transiciones espantosas, por cierto), cuando el punto más interesante de la original/remake es ver como regresa la protagonista de la nada después de un tiempo; algo que aquí se lo quitan por completo.

Aún así creo que la película cumple de buena forma cuando se trata de subir la intensidad, así como la crudeza: las escenas que lo requieren están bien hechas sin llegar al grado de impacto de su predecesora y los últimos 15/20 minutos no son nada aburridos. Aunque el final creo que termina siendo muy blando.

Jemma Dallender no creo que este mal, pero su trabajo a lado del realizado por Sarah Butler si luce sumamente inferior; primero porque no logra desplegar la misma sensualidad en pantalla y, segundo, porque llega un momento en donde sus gritos te desesperan. En producción el trabajo de fotografía está bien (especialmente cuando la historia se traslada a Europa), la dirección de arte por momentos luce como una réplica de algunas otras películas y el trabajo de maquillaje es realmente poco llamativo; solamente un par de las muertes llevan mas allá a esta área porque la mayoría carecen de imaginación, al grado de que pareciera que estas viendo una nueva entrega de Saw o Hostel.

Opinión final: Ciertamente esperaba algo mucho peor de I Spit on Your Grave 2, pero al final se trata de algo decente que, a pesar de todas sus fallas, nunca me aburrió.

Ojometro:
***

martes, 24 de septiembre de 2013

Crítica: Sleepaway Camp (1983)

Clásico de 1983 que formó parte de la enorme ola de slashers que salieron durante la década de los 80s y el cual está dirigido por Robert Hiltzik; quien después de este trabajo básicamente despareció hasta que en el 2008 regresó con una nueva versión. Se estima que en su momento generó un poco más de 10 millones de dólares en taquilla y ciertamente es una película bastante difícil de encontrar en formato físico, ya que el único DVD que existe salió en el 2000.

Sinopsis:

Varios años después de un traumático episodio, la pequeña Angela (Felissa Rose) y su primo son enviados a un campamento de verano. En este hay de todo tipo de personas, pero aquellos que muestran malas intenciones poco a poco empezaran a morir.

Comentarios generales:

Los slashers ochenteros son prácticamente iguales, todos siguen reglas muy básicas que difícilmente se rompen y en el caso de Sleepaway Camp no es muy diferente; de hecho, su lugar de desarrollo es precisamente el más común.

Dicho esto, sin duda es uno de esos trabajos que resaltan sobre el resto porque tiene su propia identidad, de algún modo Hiltzik logró hacer una película cuya principal fortaleza radica en su tono un tanto burlón de la época, mostrando cosas extremadamente exageradas tanto en situaciones como en la propia imagen del campamento y sus integrantes. Desde la forma de hablar, hasta el vestuario tienen importancia en este aspecto.

Evidentemente la historia no goza de una complejidad que te invite a pensar demasiado, en realidad el propósito general más que nada es que uno se centre por completo en aquellos campistas que le hacen la vida imposible a la protagonista para que una vez que estos mueran no sintamos compasión alguna, lo cual se logra de manera más que efectiva mostrándonos algunas muertes bastante creativas (una que involucra abejas es mi favorita) y otras mucho más convencionales utilizando diferentes perspectivas.

Punto y aparte es el final. Probablemente uno de los más impactantes en la historia del cine de terror debido a que cuando la vez por primera vez realmente nunca te imaginas tal cosa, siendo sin duda el punto principal por el cual esta película tiene un puesto tan alto para varios dentro de las mejores slashers.

En las actuaciones la pequeña Felissa Rose cumple su rol perfectamente debido a que a pesar de que varias cosas apuntan a algo evidente, gracias a su personalidad uno quiere que Angela no tenga nada que ver; mientras que también es muy claro que para no entrar en mucha polémica por las muertes se vieron obligados a utilizar actores mucho más grandes para representar roles de niños/adolescentes. En producción es una película muy simple, lo más destacado son sin duda las muertes porque son bastantes (11 en total) y aunque gráficamente podrán no ser lo más impactante, varias están bien hechas.

Opinión final: Sleepaway Camp es uno de los slashers más infravalorados que existen, una película en verdad disfrutable. No esperen la gran película de terror con muchos sustos o sangre porque se van a decepcionar, simplemente disfrútenla.

Ojometro:
****

domingo, 22 de septiembre de 2013

Crítica: Aberration (2013)

Película del director Douglas Elford-Argent. La cual por lo que pude investigar inicialmente se llamaba AfterThought y tuvo exhibiciones en festivales durante el 2007, pero estuvo en la congeladora todos estos años hasta que decidieron lanzarla en DVD, así como plataformas digitales, con un nombre distinto apenas este pasado 17 de septiembre.

Sinopsis:

Christy Dawson (Gwendolyn Garver) tiene un don que le permite ser un conducto entre los vivos y los muertos. Esto le genera ciertas visiones fatales que son acompañadas con la aparición del fantasma de un niño y que misteriosamente están ligadas con las muertes de algunos de sus amigos.


Comentarios generales:

Creo que nunca antes había visto una película que le hiciera tanta justicia a su titulo, ya que Aberration es precisamente eso, una aberración de principio a fin.

Elford-Argent nos trae esto que no solo sufre por el paso del tiempo, sino que además debe de ser uno de los trabajos más desangelados que recuerde, al grado de que durante la casi hora y media que dura mis ojos se vieron tentados a cerrarse más de una vez.

La verdad no hay mucho que decir: la historia es plana como pocas y durante un 80% del metraje uno siente que ver crecer el pasto sería algo mucho más emocionante debido a que no pasa nada. Todo se limita a un grupo de adolescentes con problemas que discuten y discuten y discuten… hasta que por ahí, casi al final, se dan algunas escenas con muertes que suben un poquito la intensidad para llevarte hacia un desenlace que de cierta forma pudiera resultar sorpresivo para aquellos que no se dieron por vencidos y dejaron de verla.

Además nunca existe intención alguna por revelar un poco más sobre el don del personaje principal para que a partir de eso se vaya creando desconcierto o alguna escena que te tenga con los nervios de punta como suele ser común en esta clase de historias (cuando una película que incluye fantasmas no genera al menos un ligero susto es porque algo anda muy mal).

En actuaciones es bastante lamentable, como si el trabajo de casting hubiera consistido en elegir al primer desconocido que se presentara por el papel y no fijarse en lo absoluto si encajaba o no con la descripción en el guión. En cuanto a la producción luce como un trabajo independiente ya muy fuera de época, aunque el trabajo de fotografía en términos generales está bien.

Opinión final: No pierdan su tiempo. Aberration es el claro ejemplo sobre como ciertas películas simplemente no deben ver la luz.

Ojometro:

viernes, 20 de septiembre de 2013

Crítica: Wither (2013)

Producción sueca dirigida por la dupla conformada por Sonny Laguna (Blood Runs Cold) y Tommy Wiklund. Este año obtuvo la distribución para Suecia, Alemania y los Estados Unidos, donde salió en DVD el pasado 20 de agosto.

Sinopsis:

Albin (Patrik Almkvist) e Ida (Lisa Henni) deciden ir a pasar un fin de semana de pura diversión con algunos amigos en una casa en el bosque que el padre de este les facilita. Sin embargo, estando ahí dentro se toparán con una fuerza demoníaca que forma parte de una leyenda sueca que no piensa dejarlos ir.




Comentarios generales:

Al terminar de ver Wither resulta imposible no pensar que es la versión escandinava de Evil Dead; con sus diferencias claro está, pero con una misma línea básica.

¿Eso es algo malo? De hecho no, ya que Laguna y Wiklund logran que esta historia con poca originalidad no te aburra gracias a la más que efectiva aplicación del shock e impacto visual que utilizan en todo momento. Esta es una película en la que cada detalle que involucra a los personajes y como se ven estos importa precisamente para ocultar ciertos defectos que son muy notorios, aunado a un ritmo bastante acelerado que no disminuye en lo mas mínimo y, cuando lo hace, rápidamente es disimulado con alguna escena de alto impacto para mantenerte atento.

Su mayor problema a mi juicio es lo tremendamente repetitiva que es: llega un punto en que se cae en una dinámica en donde alguien es poseído, lo enfrentan (con palizas incluidas) y lo matan, esto para que pase exactamente lo mismo cinco minutos después. Inclusive se puede notar la falta de sustancia cuando dos de las muertes más importantes son básicamente una calca, evidenciando así que realmente no había mucha idea detrás o que tal vez el tiempo de duración fue un poco más largo de lo ideal.

También creo que se pudo haber explotado de mucho mejor manera el aspecto de la leyenda que ocasiona todo lo que ocurre, ya que en realidad solo la tratan de una manera muy esporádica cuando este punto bien pudo haberles dado un enfoque totalmente distinto y no provocar la odiosa comparación con la película de Raimi.

En actuaciones es prácticamente lo que uno siempre ve en esta clase de historias; Almkvist y Henni tienen bastante química en pantalla, a pesar de que realmente sus personajes no les ayudan en el sentido de parecer personas competentes ante situaciones de peligro.

En el aspecto de producción es un filme independiente que logra cosas increíbles con un presupuesto que no superó los $50,000 dólares: el trabajo de fotografía es bastante bueno (incluso en las escenas nocturnas dentro del bosque), la casa está muy bien construida para generarte cierta sensación claustrofóbica y bueno… todo el trabajo que abarca el aspecto visual impactante, que es el maquillaje y los efectos, son de gran nivel porque no solo se limitan a mostrar litros sangre, sino que además procuran ser muy detallados cuando bien podrían haber ocultado todo con ríos de liquido rojo.

Opinión final: Wither se trata de un trabajo entretenido, con sus fallos, pero que seguramente les hará pasar un buen rato. Personalmente no creo que este al nivel del remake de Fede Álvarez, pero si son de los que no quedaron conformes con ese trabajo puede que aquí encuentren lo que estaban buscando.

Ojometro:
*** 

jueves, 19 de septiembre de 2013

Crítica: Room 237 (2013)

Documental escrito y dirigido por Rodney Ascher. Desde el año pasado llevaba rondando en prácticamente todo festival que existe, pero no fue sino hasta el pasado 29 de marzo que se estrenó en salas de cine en los Estados Unidos, así como en VOD, iTunes y otras plataformas digitales. Su salida en formato físico se dará el próximo 24 de septiembre.

Sinopsis:

Un documental que explora las teorías (o locuras) de cinco personas sobre los secretos y diferentes significados que se encuentran detrás de la obra maestra de Stanley Kubrick: The Shining.




Comentarios generales:

Quiero aclarar que esta no es una película de terror en lo absoluto, pero al tratarse de un trabajo que habla sobre uno de los más grandes clásicos del género creo que era necesario hacerle una crítica.

Y bueno… ante la peculiar premisa yo llegaba con bastantes expectativas, sobre todo porque The Shining ya ha sido objeto de mucho análisis en el pasado y siempre es interesante ver los puntos de vista de otras personas, pero Room 237 es una ridiculez de proporciones inigualable. Llena de especulaciones que inclusive te parece complicado creer que personas adultas estén detrás de ellas debido a que los temas que quieren revelarnos parecen más dignos de niños echando a volar su imaginación, no de tipos que se desempeñan como historiadores, artistas o periodistas.

Aquí encontraremos que The Shining no trata sobre una historia de fantasmas, sino que nosotros los simples mortales simplemente no nos podemos dar cuenta que de lo que habla es de los genocidios de los nativos americanos o del holocausto, todo basándose en pruebas tan contundentes como una lata de polvo para hornear o una máquina de escribir alemana.

Aunque eso no es todo, estas son digamos las teorías más coherentes, ya que por otra parte tenemos a una mujer que argumenta ver a un Minotauro en un póster de un esquiador o a un tipo que menciona que en la escena inicial se puede ver la cara de Kubrick en las nubes, para que de ahí saquen conjeturas por de más absurdas.

Por último debo de decir que también cuenta con algunas cosas interesantes como los mapas del hotel que te revelan la inconsistente arquitectura que se muestra en pantalla o algunos detalles de la película que probablemente no hayan notado. Pero aún así no es suficiente para quitar la sensación de que todo es totalmente hueco y producto de muchas locuras de un puñado de personas.

Al tratarse de un documental evidentemente no tiene actores en pantalla, vamos… ni siquiera muestran en cámara a los cinco individuos de las teorías. En producción realmente tiene poco: utilizan fragmentos de otras películas para darle más fluidez (aunque algunas realmente están fuera de lugar), tiene una buena edición y un score sumamente pegajoso; sin embargo, uno de sus grandes problemas es que no son capaces de señalar efectivamente quien habla sobre tal teoría y eso provoca que uno se pierda, en especial porque los hombres tienen voces muy parecidas.

Opinión final: Si son de aquellos que aman las teorías conspiratorias y todo eso, entonces Room 237 es para ustedes. De lo contrario, se aburrirán como no tienen idea.

Ojometro:
**

martes, 17 de septiembre de 2013

Crítica: Self Storage (2013)

Debut tras la cámara del actor Tom DeNucci, quien además de ser el guionista y productor también tiene el protagónico en esta película. Se estrenó en VOD el pasado 2 julio en los Estados Unidos, mientras que su salida en formato físico e iTunes se dio exactamente el día de hoy.

Sinopsis:

Jake (Tom DeNucci) es un guardia de seguridad que trabaja en una zona de almacenes altamente resguardada y una noche decide realizar una pequeña fiesta con varios de sus amigos en uno de estos almacenes. Lo que no sabe es que dicha facilidad guarda algo más que simples pertenecías personales y sus vidas correrán peligro gracias al mercado negro.


Comentarios generales:

Self Storage es probablemente una película que llegó con unos treinta años de retraso debido a que lo que nos trae DeNucci es un slasher totalmente ochentero ubicado en pleno 2013, lleno de elementos que indudablemente podemos encontrar en cientos de trabajos de aquella década.

El problema es que aquí básicamente no ocurre nada durante unos 45 o 50 minutos, todo se limita a unos jóvenes fumando, tomando alcohol, diciendo muchas tonterías e indudablemente algunos teniendo sexo; esto bajo un humor muy idiota que no va para nada con el tono que en un inicio te quieren vender. De pronto pasas de ver algo que quiere ser como Saw a otra cosa que se parece más a la Risa en Vacaciones (*una pelicula cómica mexicana muy mala*).

Esto provoca que las cosas se vuelvan muy caricaturescas cuando inicia la matanza, lo cual es una pena porque en realidad la premisa de la venta de órganos daba para algo mucho más entretenido, pero simplemente no puedes tomártela en serio y eso termina con prácticamente todo el impacto que pudiera llegar a tener. Además con el final claramente uno puede notar que no tenían la más mínima idea sobre cual dirección tomar, se te muestran tantas cosas al punto de que te dejan más dudas que respuestas, así como una clara sensación de que nada de lo que viste tuvo sentido alguno y tú como espectador tienes que decidir cuál de las formas de concluir la historia fue la mejor, olvidando mágicamente el resto.

En actuaciones yo diría que lo mejor de todo son las interacciones entre Eric Roberts y Michael Berryman, sobre todo en ciertos momentos cómicos como cuando matan a alguien por accidente.

En producción por mucho lo más destacado es el maquillaje, no es nada espectacular pero visualmente logran algunas escenas efectivas. Sin embargo, no puedo dejar de lado el horrible trabajo de sonido porque hay una escena en particular en donde mientras hablan se puede escuchar claramente a los automóviles que transitan por la calle, esto cuando supuestamente están en un lugar totalmente apartado.

Opinión final: Debo de admitir que cuando supe que era de los productores de Infected me aterre, pero ciertamente no es tan espantosa. Es cine clase b que solo vale la pena por ver a Michael Berryman y algunas muertes.

Ojometro:
**

lunes, 16 de septiembre de 2013

AMC anuncia spin-off de The Walking Dead



El día de hoy AMC sorprendió a todo el mundo al anunciar que están planeando lanzar un spin-off de The Walking Dead para el 2015. No se mencionaron muchos detalles al respecto, solo que los productores serán Robert Kirkman, Gale Anne Hurd y David Alpert; además de que la historia y los personajes serán completamente nuevos, pero ubicados en el mismo universo de la exitosa serie.

Al respecto de la nueva serie, el propio Robert Kirkman comento:

“Después de 10 años de estar escribiendo el cómic y de estar tan cerca del debut de nuestra cuarta temporada, que en mi opinión, es la mejor temporada de la serie de TV, yo no podría estar más emocionado por tener la oportunidad de crear un nuevo capítulo en el universo de The Walking Dead. La oportunidad de realizar un show que no esté atado a los eventos del cómic, y que es una verdadera hoja en blanco, ha ocasionado que mi creatividad fluya.”

Sin duda es una noticia sorpresiva, aunque si uno se pone a ver el panorama de AMC no es algo tan descabellado considerando que Breaking Bad termina este año y Mad Men en el 2014, lo cual dejará al canal sin dos de sus series más exitosas y tienen que llenar dichos espacios con nuevos contenidos. De entrada luce interesante, además de que no es algo que este planeado para lanzarse rápidamente, pero indudablemente no dejará de causar muchas dudas de aquí hasta que se estrene. 

domingo, 15 de septiembre de 2013

Crítica: You're Next (2013)

Película de Adam Wingard (V/H/S, V/H/S/2) que llevaba en la bóveda un par de años. Se estrenó en los Estados Unidos apenas el pasado 23 de agosto y en países de habla hispana se ha estado estrenando durante este mes de septiembre; de hecho, en México salió apenas este fin de semana con un número limitado de copias.

Sinopsis:

Paul y Aubrey Davison se reúnen con todos sus hijos en una casa alejada de la sociedad para celebrar su aniversario, pero dicha reunión se verá violentamente interrumpida por un grupo de misteriosos asesinos con máscaras que los irán eliminando uno por uno.


Comentarios generales:

Wingard nos trae una historia más de invasión, la cual para sorpresa de todos ha recibido una promoción bastante inusual, totalmente atípica para un trabajo independiente como este, pero que al final se justifica y cumple con todo lo que un público más comercial del género pide.

Inicia un poco lenta, los primeros 15 minutos son realmente aburridos porque no pasa mucho gracias a que solo tratan de manera muy superficial los problemas de la familia, así como sus personalidades (con contadas excepciones), lo cual complica un poco el poder sentir algo por ellos cuando inicia la matanza. Este es un aspecto que el director suele olvidar en todos sus filmes, así que no es algo que me sorprenda.

Dejando eso de lado, todo lo demás en You're Next es increíblemente dinámico, ya que justo después de la primera muerte (hola Ti West) se entra en una serie de situaciones que presentan tanto un tono serio como uno cómico, principalmente vinculados con el personaje de Erin (Sharni Vinson) que están muy bien logrados y que al final convierten esto más que nada en SU show, provocándote querer ver que otras ocurrencias tiene bajo la manga.

En términos generales es predecible en ciertas cosas y en otras no tanto, logra generar tensión, pero tampoco muestra nada extremadamente exagerado o muy violento. Dejándote una sensación final de que le falto "algo".  

En actuaciones, tal y como mencione antes, es el show de Vinson y los demás quedan en un segundo plano de manera bastante evidente. Mientras que en producción la película nunca se siente como una indie; de hecho, su factura es sorprendentemente limpia: con un trabajo de fotografía muy efectivo, un score que apenas y lo notas, así como un trabajo de maquillaje/efectos que solo resalta de manera importante en determinadas situaciones dentro de toda esta masacre; con mucha sangre sí, pero sin poner en pantalla nada brutalmente gráfico.

Opinión final: You're Next es entretenida y el hecho de que llegara a las salas de cine es todo un logro. Aún así, no creo que sea la gran película de terror que muchos dicen que es.

Ojometro:
***

sábado, 14 de septiembre de 2013

Crítica: Red State (2011)

Película del director Kevin Smith, quien deja a un lado la comedia e incursiona por primera ocasión en el género. Se estrenó a lo largo del 2011 y principalmente 2012, pero se puede encontrar en DVD y en diferentes servicios como Netflix o Amazon Instant Video.

Sinopsis:

Tres jóvenes reciben una invitación vía internet para tener sexo con una mujer mayor y asisten al encuentro. Sin embargo, para su mala fortuna pronto descubrirán que todo esto fue planeado por parte de un grupo fundamentalista cristiano liderado por el pastor Abin Cooper (Michael Parks), cuyas creencias extremistas los obligan a deshacerse de todos los males de este mundo.


Comentarios generales:

Debo de admitir que cuando supe que era una película de Kevin Smith mis expectativas bajaron considerablemente dado a que su estilo nunca me ha gustado, pero para mi sorpresa su incursión al género de terror resulta mucho más efectiva de lo que se pudiera pensar.

De entrada toca un tema sin duda controvertido y en realidad se va mas por un lado político que otra cosa, pero la historia inicia como una de tantas de raptos en donde los protagonistas están condenados a una muerte trágica y violenta, brindando unos 25 o 30 minutos en verdad potentes en el sentido de que lo que estás viendo te pone a pensar ciertas cosas que en un inicio probablemente nunca te pasaron por la cabeza. Además de que en poco tiempo te hacen sentir bastante lastima por los jóvenes.

Después de eso Smith tiene la capacidad de darle un giro total a lo que estás viendo, pero a diferencia de otros trabajos en donde por lo general lo hacen poco a poco, aquí el golpe es inmediato, sin tiempo para que el espectador se pueda acostumbrar. A partir de ese punto es cuando las cosas se vuelven mucho más dinámicas, más violentas y, sobre todo, se pone en cuestión otro tipo de situaciones que seguramente no serán del agrado de muchos gracias a que es precisamente cuando se aleja del terror. Aunque igualmente con este cambio tan radical se dejan de lado algunas otras cosas que pudieron haberse tratado de mucha mejor forma y que al final son simplemente mostradas como algo sin importancia.

En el aspecto de las actuaciones Parks hace un excelente trabajo como el pastor totalmente cegado por sus creencias y la verdad las escenas de sus sermones son muy interesantes, mientras que Melissa Leo creo que también hace un buen trabajo con su papel (a pesar de ser una actriz que me desagrada enormemente). En producción es bastante discreta en términos generales: se desarrolla más que nada en un puñado de sets bien montados y el trabajo de maquillaje básicamente se limita a mostrar lesiones por disparos utilizando mucha sangre, pero sin ser demasiado gráficos.

Opinión final: Red State es una buena película, a pesar de que deja de un lado el terror en un punto y se concentra en otras cosas. Es bastante recomendable y además se puede ver una faceta distinta de su director.

Ojometro:
****

lunes, 9 de septiembre de 2013

Crítica: Kiss of the Dammed (2013)

Primer largometraje de la directora Xan Cassavetes, quien además fue la que escribió el guión. La película ganó mucha notoriedad en diversos festivales y tuvo un estreno limitado en los Estados Unidos durante mayo, pero no fue sino hasta el pasado 23 de julio que salió en DVD y BR. También está disponible en Netflix.

Sinopsis:

Djuna (Joséphine de La Baume) es una vampira que se enamora perdidamente de Paolo (Milo Ventimiglia), un humano a quien le revela su verdadera identidad y lo convierte en vampiro para poder tener una vida juntos. Aunque cuando todo parece marchar a la perfección, su conflictiva hermana Mimi (Roxane Mesquida) aparece y su presencia causará estragos en Djuna, así como en la comunidad de vampiros.

Comentarios generales:

El género de vampiros no atraviesa buenos momentos gracias a todo lo que ya conocemos que ha provocado cierta franquicia para adolescentes, por lo cual hacer películas con dicho tema últimamente se ha vuelto una labor complicada y mucho más si quieres presentar una historia que se salga de los estándares clásicos.

Algo que precisamente es lo que hace Cassavetes, ya que ella nos trae una en donde también toca una relación romántica entre un vampiro y un humano, pero más que centrarse en eso de manera total (en realidad esto dura solo unos 15 minutos) el punto en Kiss of the Dammed es la abstinencia a la sangre por parte de los vampiros y sobre como esto los ha convertido en una élite que se encuentra a la vista de todos, lo cual le da un enfoque totalmente diferente.

El ritmo no es precisamente el más atractivo, es pausado, pero eso va muy bien con todo el tono gótico/erótico/elegante que tiene y no es sino hasta que se da la presencia del personaje de Mimi cuando las cosas suben un poco mas de intensidad. Sin embargo, creo que uno de sus principales problemas esta precisamente en el hecho de que cuando esperas un poco más de violencia la película siempre regresa al mismo punto, ya que si bien existen escenas con sangre y muertes, al final se sienten muy aisladas o como si les faltara algo más. Aunque eso no significa que carezcan de tensión; al contrario, muchas de estas si la generan en buenas dosis (especial atención con la que involucra a una estudiante).

En actuaciones La Baume y Mesquida están muy bien, tienen una química excelente que convierte las interacciones entre las hermanas en algo realmente disfrutable, mientras que Ventimiglia me pareció por mucho lo más flojito debido a que una tabla es más expresiva que él.

La producción la catalogaría como sobria, ya que no es ostentosa, pero tampoco muy rustica: el trabajo de fotografía logra que todo el tiempo el toque sombrío este presente a pesar de que existen muchos colores brillantes, la dirección de arte en varios sets esta a modo, mientras que el soundtrack por momentos tiene ciertos aires de giallo y está perfectamente elegido para hacerte pensar que la historia se realiza en los 70s a pesar de que se desarrolla en la actualidad. Por último, el trabajo de maquillaje es correcto pero no hay nada llamativo más allá de una escena al final que involucra quemaduras.

Opinión final: Kiss of the Dammed es un trabajo sólido que seguramente no será para todos los gustos, especialmente si siguen sin superar a los vampiros que brillan y gozan mas de historias agresivas.

Ojometro:
****

sábado, 7 de septiembre de 2013

Crítica: Isis Rising: Curse of the Lady Mummy (2013)

Película escrita y dirigida por Lisa Palenica, la cual al parecer es su primer trabajo dentro del género. Por lo que pude investigar solo ha obtenido derechos de distribución en Asia y únicamente se ha estrenado en cines dentro de la India a principios de este año; mientras que en ningún otro lado parece que hay interés por obtenerla.

Sinopsis:

Seis universitarios se encuentran en su último curso de arqueología y como trabajo final tienen que documentar algunas de las últimas adquisiciones de un museo con ayuda de un reconocido egiptólogo. Todo va bien hasta que por error liberan el alma de Isis, una reina egipcia con deseos de venganza y que quiere revivir a su amado.

Comentarios generales:

En ocasiones anteriores me he referido a varias películas como trabajos dignos de estudiantes, pero ningún otro creo que ejemplifique tan bien dicha afirmación como Isis Rising.

Esto es una de las cosas más lamentables que he visto en bastante tiempo, ya que se trata de una historia que nunca encuentra rumbo alguno entre el terror y la comedia, la cual además quiere tocar un tema de maldiciones que al final de cuentas nunca termina por ser bien explicado más allá de unos simples diálogos proporcionados por un egiptólogo.

No genera tensión, no genera risas, vamos… lo único que genera es un sensación de estafa bastante grande. Ni siquiera el final (que usualmente suele ser algo que salva un poco a varias películas dentro del género) tiene algo que te haga sentir algún tipo de justificación para verla; en especial porque todo pasa muy rápido, como si el objetivo principal fuera integrar la mayor cantidad de cosas posibles antes de que salgan los créditos sin importar si tienen sentido o no.

En cuanto a las actuaciones es algo deprimente gracias a que los actores son totalmente inexpresivos, manejan las mismas caras y formas de hablar todo el tiempo. En producción solo con ver las escenas de mutilaciones uno tiene suficiente: todas son realizadas con los efectos o trucos más lamentables posibles, ni que decir del nulo trabajo de sonido y probablemente uno de los PEORES trabajos de edición que he visto en mi vida.

Opinión final: Esto es una porquería de esas grandes y ojalá se quede en Asia para que nadie más la pueda ver.

Ojometro:
*

viernes, 6 de septiembre de 2013

Crítica: All the Boys Love Mandy Lane (2009)

Película del director Jonathan Levine (Warm Bodies) y que es altamente conocida por catapultar a Amber Heard a la fama. Su caso es uno bastante peculiar, ya que desde el 2008 hasta el 2010 se estrenó en prácticamente todo el mundo (en México en el 2009) recaudando un poco mas de 1.8 millones en taquilla, pero apenas llegará a los Estados Unidos en VOD, DVD y de manera limitada en cines durante los próximos meses.

Sinopsis:

Mandy Lane (Amber Heard) es una estudiante de preparatoria increíblemente hermosa y virgen que es deseada por todos sus compañeros quien acepta ir con sus nuevos amigos a un rancho en donde todos los chicos esperan poder acortarse con ella.


Comentarios generales:

Mi motivo para ver nuevamente Mandy Lane fue más que nada el hecho de que los estadounidenses han creado un hype bastante fuerte alrededor de esta y la verdad yo no recordaba que fuera algo de otro mundo.

Básicamente Levine nos trae una historia de adolescentes calenturientos estándar, en donde están absolutamente todos los estereotipos conocidos sin falta, pero se les añade el extra de Mandy y eso mismo cambia un poco la dinámica usual debido a que durante el periodo de construcción se puede conocer mucho mejor a los personajes para que a la hora de la masacre te importen o no en base a lo que has visto. Lo cual probablemente puede parecer insignificante, pero no suele ser común en esta clase películas.

Lo mejor sin duda es la parte final, ya que no se trata de algo llamativo en donde el propósito es ver la mayor cantidad de sangre posible, sino que todo es seco y sin rodeos; con una violencia tal vez no tan exagerada pero que justifica completamente los propósitos del asesino. Además el giro al final admito que no me lo esperaba, es bastante interesante aunque igualmente genera algo de frustración porque nunca se dignan a explicarte de manera muy clara los propósitos para todo eso y si bien para algunos puede que genere un misterio positivo, para mí fue algo que termino afectando un poco.

En actuaciones creo que dentro de lo que cabe los actores hacen un trabajo aceptable, les crees sus roles, aunque todo este precisamente diseñado para que no apartes tus ojos de Heard.

En cuanto a producción es bastante discreta: por momentos el trabajo de fotografía está muy bien logrado, especialmente durante las tomas en exteriores, mientras que el soundtrack está conformado por una serie de temas que mezclan un toque psicodélico y antiguo que encajan perfectamente con el ambiente.

Opinión final: All the Boys Love Mandy Lane es una película aceptable cuya principal atracción es precisamente ver lo tremendamente sexy que era Heard incluso con apenas 20 años de edad. No les va a aburrir, pero está lejos de ser un gran trabajo.

Ojometro:
***

miércoles, 4 de septiembre de 2013

¿Hay nuevos iconos del terror tras la cámara?

Las épocas de Carpenter, Romero, Craven, Fulci, Argento o Hooper (entre otros) están cada vez más lejanas. Aquellos años en donde los directores del cine de terror lograban su estatus de leyenda entre los fans son historia, ya que ahora nos encontramos en un momento en donde cada vez resulta más complicado el poder identificar a los directores del género y, por ende, poder considerarlos algo más como en antaño.

No se puede negar que en la actualidad hay nuevos talentos que están saliendo a la luz, de hecho, uno podría incluso decir que la camada de directores “jóvenes” que viene luce muy interesante pero su trabajo todavía no es lo suficientemente grande como para poder considerarlos algo mas allá de simples promesas. Por ello mi atención se centra más que nada en aquellos individuos que entraron a escena en los 2000s; esas mentes que nos sorprendieron en algún momento con sus trabajos e hicieron que pensáramos que el futuro del género estaba en buenas manos y que hoy, ya pasada esa década y con tres años de la actual, sería bueno juzgarlos y ver cuántos de ellos verdaderamente pueden ser considerados en ese selecto grupo de iconos del género.

Evidentemente no puedo juzgar a cada uno de los cineastas que aparecieron porque no acabaría, pero elegí a los 10 nombres más relevantes.

----

Alexandre Aja


Filmografía: High Tension (2003), The Hills Have Eyes (2006), Mirrors (2008) y Piranha 3D (2010)

La carrera del francés pintaba para ser brillante hace diez años atrás cuando sorprendió a varios con High Tension, uno de los trabajos más controvertidos que iniciaron una ola de filmes muy destacados del cine galo. Vamos… yo recuerdo comentarios en donde incluso lo catalogaban como el próximo Argento o Fulci, pero lamentablemente así como su éxito llego de golpe, también su estancamiento.

Y es que después de ese trabajo básicamente se ha dedicado a hacer remakes y eso la verdad evita que lo considere como un director importante dentro del género, ya que quienes han trascendido por lo general lo han hecho con historias originales o nuevos conceptos, algo que el francés al parecer no tiene planeado hacer.  

----

Darren Lynn Bousman


Filmografía: Saw II (2005), Saw III (2006), Saw IV (2007), Repo! The Genetic Opera (2008), Mother’s Day (2010), 11-11-11 (2011), The Barrens (2012) y The Devil’s Carnival (2012)

Bousman suele ser un director al que no se le da mucho crédito, especialmente porque él fue el encargado de continuar con la saga de Saw después de su sorprendente primera entrega teniendo resultados muy cuestionables. Sin embargo, de todos los directores es sin duda es el más activo en lo que se refiere a trabajos y ciertamente ha definido un estilo bastante propio.

Repo! y The Devil’s Carnival son propuestas únicas que apuestan por un estilo visual atrapante y muy llamativo, mientras que Mother’s Day es un remake divisivo, pero que tiene sus cosas interesantes. A pesar de esto, ninguno de dichos trabajos son realmente importantes a gran escala y considerando que muchos de los más populares son bastante mediocres, Bousman seguramente todavía tardará un rato en ganarse un estatus mucho mayor.

----

Neil Marshall


Filmografía: Dog Soldiers (2002) y The Descent (2005)

Hay que aceptarlo, Marshall vive de The Descent. Desde entonces no ha hecho nada dentro del género y no parece estar muy interesado en regresar.

Es por ello que me resulta complicado ponerlo a la par de otros directores, a pesar de que su trabajo más conocido es bastante popular e inclusive para varios fans es una de las mejores películas de terror de la década pasada.

----

Eli Roth


Filmografía: Cabin Fever (2002), Hostel (2005) y Hostel: Part 2 (2007)

Probablemente una de las figuras más polémicas dentro del género actualmente, algunos lo tienen en un pedestal por Cabin Fever y otros lo detestan a niveles insospechados por las Hostel. Sin duda de todos los directores de esta lista es el más mediático por todo lo que hace detrás y frente a la cámara, además de que con el paso de los años ha sabido mantenerse en el ojo público en base a involucrarse en diversos proyectos que llevan su nombre.

A pesar de esto no puedo dejar de lado el hecho de que su trabajo más importante es uno que tiene ya once años de haber salido y que la última película que dirigió fue en el 2007, con resultados desastrosos. Roth tal vez tenga una gran pasión por el género, pero sigue sin demostrarlo de manera importante.

----

James Wan


Filmografía: Saw (2004), Dead Silence (2007), Insidious (2011), The Conjuring (2013) e Insidious: Chapter 2 (2013)

Ser el creador de la franquicia de terror más prolífica de los últimos tiempos es merito suficiente para considerar a Wan como alguien que está por encima del resto, pero eso sería dejar de lado el hecho de que Saw es una muy buena película de terror (a pesar de tener muchos parecidos con Seven) y que además fue la encargada de impulsar una nueva corriente que mantuvo con vida al género durante la década pasada.

Dead Silcence fue un paso en falso, pero Insidious y The Conjuring demostraron que este tipo tiene algo especial y que si sigue manteniendo interés por el cine de terror (esperemos que Fast & Furious 7 sea algo pasajero) puede que estemos ante uno de los últimos grandes maestros del género.

Y es que no es mera casualidad que sus películas generen tanto a nivel fans y critica, ya sea de forma positiva o negativa, pero es claro que tiene talento para identificar perfectamente lo que funciona en determinados momentos.

----

Rob Zombie


Filmografía: House of 1000 Corpses (2003), The Devil's Rejects (2005), Halloween (2007), Halloween II (2009) y The Lords of Salem (2013)

Sin duda otra de las figuras más divisivas de esta lista, ya que como he comentado en ocasiones anteriores a Zombie lo aman u lo odian por igual, pero está lejos de ser indiferente.

Su carrera inicio de manera trepidante con House of 1000 Corpses y The Devil's Rejects (a la cual considero una de las mejores películas de la década pasada), pero de ahí en adelante ha causado mucha polémica; aunque igualmente ha creado dos de los trabajos que más expectativa han generado en mucho tiempo.

Su estilo y visión muy peculiar no es para todos, pero Zombie definitivamente ha mostrado un interés importante en tratar de ofrecer cosas nuevas incluso dentro de una franquicia tan amada como lo es Halloween. Aunque lamentablemente hace poco mencionó que probablemente ya no se centraría en el terror, lo cual sería una lástima considerando la carencia de ideas que hay en la actualidad.

----

Ti West


Filmografía: The Roost (2005), Trigger Man (2007), Cabin Fever 2: Spring Fever (2009), The House of the Devil (2009), The Innkeepers (2012), V/H/S (2012) y The ABCs of Death (2013)

Ti West tiene absolutamente todas las condiciones para convertirse en alguien bastante importante dentro del género, sin embargo, el hecho de que su trabajo sea poco conocido ha evitado que este director pueda estar en la cima. Tiene un estilo muy identificable y no tan digerible para todo el mundo, pero ha demostrado que no le tiene miedo al hecho de contar diferentes historias y alejarse de su zona de confort.

Probablemente el director más interesante a seguir durante de los próximos años, si es que decide abrirse un poco más al mainstream.

----

Adam Green



Filmografía: Hatchet (2006), Spiral (2007), Frozen (2010) y Hatchet II (2010)

Crear un nuevo monstruo/villano en una época en donde ya prácticamente eso se considera obsoleto sin duda es digno de mención, cosa que logró Green con Victor Crowley.

Eso a mi juicio ya le ha guardado un lugar en la historia, pero aún así Hatchet sigue sin ser una franquicia tomada muy en serio y Frozen no tuvo la suficiente relevancia como para impulsarlo más allá de ser, al menos por ahora, un director del cual no se espera mucho con su cine gore sin pretensiones.

----

Scott Derrickson


Filmografía: Hellraiser: Inferno (2000), The Exorcism of Emily Rose (2005) y Sinister (2012)

Si fuera por calidad Derrickson estaría en la cima de la lista, ya que Inferno es probablemente lo más decente de Hellraiser después de las primeras dos entregas, mientras que The Exorcism of Emily Rose y Sinister son a mi juicio dos muy buenas películas que cualquier fan debe de ver.

Lo que le quita méritos es que al parecer para él trabajar en el cine de terror no es una prioridad, sino una oferta de trabajo más que tomará siempre y cuando no esté ocupado en otra cosa.

----

Eduardo Sánchez


Filmografía: The Blair Witch Project (1999), Altered (2006), Seventh Moon (2008), Lovely Molly (2012) y V/H/S/2 (2013)

¿Qué vive de la fama de Blair? Sin duda. ¿Eso le ha afectado de algún modo con los fans? Para nada.

Sánchez es un director peculiar porque realmente ninguno de sus trabajos ha alcanzado la exposición o reconocimiento que obtuvo en el 99, pero aún así cada película que dirige crea muchísima expectación entre la gente y eso es algo que pocos pueden presumir.

Sinceramente ni Altered, ni Seventh Moon y mucho menos Lovely Molly me parecen algo destacado; de hecho, su corto en V/H/S/2 a mi juicio es lo mejor que ha realizado en todos estos años, pero crearse ese culto que provoca que sus estrenos se sientan como algo sumamente importante resulta muy llamativo y pareciera que en estos últimos años le ha dado por filmar más cosas.

----------------------------------

Para finalizar. Si tuviera que dar un veredicto diría que solo Wan y Zombie podrían ser considerados como iconos del cine de terror por todo lo que generan, su dedicación al género y la calidad general de su filmografía. Mientras que Sánchez por su popularidad y la expectativa que genera cada trabajo suyo se encuentra un peldaño más abajo, pero igualmente con ese estatus.

lunes, 2 de septiembre de 2013

Crítica: Ghost Shark (2013)

Película del director Griff Furst que forma parte de las Syfy Originals. Se estreno el pasado 22 de agosto en TV dentro de los Estados Unidos por el canal Syfy, aunque de momento no tengo idea sobre si la transmitirán en la señal para Latinoamérica.

Sinopsis:

Después de que unos pescadores mataran a un tiburón blanco, el espíritu de este regresa para poder llevar a cabo su sangrienta venganza en el pequeño pueblo de Smallport. Nadie estará a salvo, ya que donde haya agua este tiburón se las ingeniara para comerse a cualquier ser con vida que se le ponga en su camino.



Comentarios generales:

Después de que a inicios del verano Syfy hiciera muchísimo ruido con el fenómeno provocado por Sharknado no era de extrañar que se animaran aprovechar un poco más todo ese impulso y sacaran otra película basada en tiburones, por lo cual Ghost Shark es hasta cierto punto algo lógico a pesar de que no tiene el grado de bizarres que la anterior. Aunque se queda cerca.

La verdad es una de esas películas a las cuales no tienes que tomar en serio porque carecen de muchas cosas, empezando por la historia, cuya lógica brilla por su ausencia dado a que se toma enormes libertades como el hecho de poner a viajar a un tiburón por cualquier punto donde exista la más mínima gota de agua.  

Aún así se entrelazan ciertos puntos que logran hacerla digerible: está llena de clichés, humor involuntario y evidentes tributos a Jaws; además de que no se anda con muchas explicaciones debido a que a los diez minutos uno ya sabe todo. Lo cual evidentemente le quita ese toque de tensión que este tipo de trabajos tienen, pero que compensa mostrándote cualquier cantidad de muertes llamativas dentro de los escenarios más inverosímiles que se puedan imaginar.

En cuanto actuaciones realmente es lo que uno espera de esta clase de películas: mucha sobre actuación.. En producción es del estándar de Syfy, ósea… mucha sangre hecha por CGI y nulo interés por los detalles, aunque me llamo la atención que en esta ocasión mostraron muy poca imaginación con su criatura.

Opinión final: Tal vez fue porque estaba sumamente aburrido o porque he aprendido a lidiar con lo que hace Syfy, pero Ghost Shark me entretuvo. No diría que la tienen que ver, pero si algún día la encuentran en la TV les aseguro que pasarán un buen rato.

Ojometro:
***

domingo, 1 de septiembre de 2013

Crítica: The Conspiracy (2013)

Primer largometraje del director Christopher MacBride, quien además es el guionista y uno de los editores. La película se estrenó de manera limitada en Canadá el pasado 19 de julio, mientras en los Estados Unidos salió en VOD el 8 de agosto y posteriormente tuvo un estreno limitado en cines.

Sinopsis:

Aaron (Aaron Poole) y Jim (James Gilbert) son dos directores que planean filmar un documental sobre un hombre llamado Terrance, cuyas teorías conspiratorias llaman bastante la atención. Sin embargo, mientras pasan los días, así como algunos extraños sucesos, ambos descubrirán una ancestral y peligrosa sociedad secreta a la cual pretenden exponer al público.  

Comentarios generales:

Los falsos documentales no son precisamente algo que me atraiga, mucho menos cuando el tema central trata sobre teorías conspiratorias, pero en esta ocasión MacBride creo que nos trae una historia original y muy bien pensada.

De inicio la verdad no es algo que te aterrorice, más que nada porque los primeros 15 o 20 minutos se centran en el personaje de Terrance y sobre cómo este es visto por la sociedad, pero una vez que la historia da un giro con algo que le ocurre las cosas se ponen mucho más interesantes y el director empieza a construir poco a poco una tensión palpable en base a pequeños sucesos que parecen no tener importancia.

Evidentemente en la parte final se hace el cambio de falso documental a found footage, lo cual funciona de manera increíble debido a que es a partir de este momento cuando The Conspiracy obtiene otro tono; se vuelve un ejercicio que te tiene completamente atento y con una sensación de inquietud que en un inicio no parecía que pudiera provocar. Juega con el hecho de que lo más aterrador en si es la propia realidad, exagerándola un poco claro está, pero dejándote plantada la idea de que probablemente lo que muestran no es algo totalmente ajeno a nosotros y que no sabemos qué hacen ciertas personas.

En actuaciones probablemente el más destacado es Alan C. Peterson en su papel de Terrance, ya que la mayoría de los demás actores aparecen con los rostros ocultos y tanto Gilbert como Poole están muy limitados. En producción debido a su formato tampoco tiene muchas cosas llamativas: el trabajo de edición logra darle un ritmo bastante sólido y creo que dentro de todo la parte de la reunión está muy bien ambientada.

Opinión final: The Conspiracy es un trabajo sólido y bastante original. No es precisamente una película de terror en su totalidad y creo que pudo haber sido mucho mejor, pero sin duda vale la pena verla.

Ojometro:
****